Twister Geométrico

He aquí la propuesta didáctica que en mis comienzos como profesor me condujo a lo que sería este proyecto del flipped playground. Fue una respuesta a mi deseo de trabajar las partes del cuerpo en clase de Science a través del clásico juego Twister.

Teniendo en cuenta que mis clases contaban con 28 alumnos por aula, trataba de buscar una manera de poder jugar a este gran juego todos a la vez. Ese primer año lo que hice fue recortar y plastificar 64 cartulinas de diferentes colores para recrear el juego pero en grande. Como es de esperar, dicho material no me duró más de 2 semanas y acabo roto y tremendamente sucio.

Después de lo sucedido dejé la idea aparcada por muchos años hasta que de repente un día estuve reflexionando sobre los patios escolares en España. Fue cuando esta propuesta resucitó en mi mente y encontré la solución:

“¡Podría pintar el Twister en el patio!”

Con esta idea, me volvió la inspiración y es cuando creé muchas de las propuestas que se ven en este blog. Comprendí que al pintarlo yo, podría diseñar el juego a mi gusto y modificarlo para proporcionar a los alumnos contenidos curriculares de varias asignaturas. Si se fijan en el diseño, podrán apreciar que utilizo además de cuatro colores distintos, cuatro figuras geométricas distintas; círculo, triángulo, cuadrado y pentágono. Los colores que elegí fueron colores secundarios, para poder trabajar la mezcla de colores desde una clase de artes plásticas. Y profundizando todavía más, las figuras están colocadas de tal manera que se puede percibir una secuencia matemática, a ver si adivinan cuál es!

Con este tablero tan grande y tan colorido, se me han ocurrido una amplia gama de actividades y juegos con los que profesores y alumnos podrían disfrutar. Sin embargo, voy a compartir el proceso que llevo a cabo desde las clases de Science con alumnos de primaria. El ejemplo que verán ahora es con alumnos de segundo de primaria, aunque me gustaría destacar que las he realizado alumnos desde primero hasta quinto de primaria, sin tener la suerte de probarlas con sexto todavía.

Objetivos y competencias

Con esta propuesta abarcaremos una gran variedad de objetivos curriculares además de algunas competencias claves:

Objetivos:

  • Reconocer diferentes extremidades del cuerpo.
  • Diferenciar entre izquierda y derecha.
  • Continuar el uso cotidiano del segundo idioma (en mi caso inglés).
  • Reconocer e identificar diferentes figuras geométricas.
  • Reconocer e identificar los colores secundarios.
  • Desarrollar el equilibrio y la coordinación.
  • Trabaja la capacidad visuoespacial.
  • Dibujar el juego en un folio.
  • Trabajar la escritura en inglés.
  • Trabajar el respeto hacia los compañeros.
  • Aprender normas y reglas a través del juego y favorecer la diversión para aprender.

Competencias Claves:

  • Competencias sociales y cívicas. Los alumnos deben de respetar las actuaciones de sus compañeros durante el juego.
  • Competencia matemática. Los alumnos deben de discriminar entre diferentes figuras geométricas durante el desarrollo del juego además de representarlos en el esquema realizado posteriormente.
  • Competencia en comunicación lingüística. Los alumnos deben de escribir los órdenes utilizados en el juego en su representación gráfica del juego. Durante el juego los alumnos asumen el papel del profesor y verbalizan los órdenes, indicando los movimientos que deben de realizar sus compañeros.

Materiales

Como podrán ver en las imágenes, yo aprovecho un tablero gigante pintado en el suelo del patio. sin embargo, el tablero se puede construir a partir de las propias alfombras del juego original, de cartulinas recortadas o incluso pintando el tablero en el suelo previamente con tizas. Al tener el tablero pintado con pintura, se ahorra tiempo en cuanto a la preparación además de que sirve año tras año.

IMG-20150315-WA0004
Twister geométrico

El juego

El juego de TWISTER es un clásico y bastante sencillo para jugar. Se trata de un juego de movimiento y equilibrio en el que los jugadores deben de colocar sus manos y sus pies en alguna figura en concreto según las indicaciones. el juego original viene con una ruleta que indica tanto la parte del cuerpo a mover además del color sobre supuestamente habría que situar dicha parte del cuerpo. Sin embargo, yo no utiliza o una ruleta y me invento las indicaciones sobre la marcha. Además, suelo pedir algún voluntario para dar las indicaciones del juego para así fomentar el uso del Inglés. A continuación anoto algunos ejemplos de dichas indicaciones:

“Your right foot on the purple triangle”

“Your left hand on the brown pentagon”

Como se puede ver, el contenido de estas indicaciones incluye objetivos relacionados con el cuerpo humano y con las matemáticas. Los alumnos deben de analizar diferentes conceptos a la vez para poder llevar a cabo las acciones del juego.

Las normas son sencillas: Los jugadores no pueden caerse. Esto incluye que no puede tocar el suelo sus traseros ni sus rodillas ni nigua otra parte del cuerpo que no sea las manos ni los pies. Aun así, en ocasiones modifico las reglas y las indicaciones para incluir precisamente las rodillas o los codos para variar el contenido específico relacionado con el cuerpo humano.

De vuelta al aula

Para mi lo más potente a nivel de aprendizaje es la representación del juego en papel una vez realizado la actividad lúdica. Pido a los alumnos que dibujen el tablero y que anoten diferentes órdenes que se puede oír durante el juego. con esta actividad los alumnos desarrollan su capacidad visuoespacial además de la escritura. Dependiendo del tiempo atmosférico y del horario de clase, aprovecho para que esta parte de la actividad la desarrollen de nuevo en el patio, al aire libre y delante del dibujo que les ha servido como juego. Obviamente es mucho más beneficioso que los alumnos realicen sus esquemas y representaciones delante del tablero, pero en el caso de que no pudiese ser, esta representación la hacen igual de bien dentro del aula, recordando el rato lúdico y divertido que fue el juego en sí.

Dependiendo de la edad de los alumnos, se les puede exigir que dibujen el tablero entero o que hagan una representación más simbólica. Yo me he encontrado con que dibujar el tablero entero resulta bastante llevadero y repetitivo para ellos y casi innecesario. Aun así, tal y como está diseñado este tablero en cuestión, da entrada a la reflexión de secuencias por número de lados en cada figura por lo que completando el esquema en su totalidad los alumnos podrían trabajar las secuencias. Éstos en realidad serían objetivos de matemáticas y como profesor de Science, me interesa más el vocabulario específico relacionado con el cuerpo humano y la escritura del mismo con frases completas. Con esta actividad compruebo el nivel de ortografía de los alumnos además de sus conocimientos gramaticales a la hora de estructurar las oraciones.

En realidad se puede profundizar sobre muchos contenidos curriculares de diferentes áreas. Lo único necesario es ponerse las gafas creativas y extraer las posibilidades de este tablero tan magnífico. Otra actividad que realizo utilizando este mismo tablero es el juego de las sillas, solo que no hay sillas. Al finalizar la música Los alumnos deben de situarse en una figura u otra, dependiendo de las instrucciones del profesor o bien de un compañero.

Lo más interesante aquí es que la música la generan los propios alumnos. Pido un grupo pequeño de voluntarios para hacer de coro. Los alumnos que cantan van rotando para que al final de la clase todos hayan cantado una vez. La canción que cantamos es “head, shoulders, knees and toes.” Es una canción infantil en inglés muy típica y que funciona de maravilla para trabajar la pronunciación y vocabulario específico relacionado del cuerpo. Es una actividad lúdica en su totalidad, incluyendo la musicalidad, el movimiento y el juego.

Aspectos Neurodidácticos

  • El movimiento tanto en el juego clásico del TWISTER como en la modificación del juego de las sillas libera dopamina y potencia el aprendizaje.
  • Las actividades, siendo juegos, permiten un contexto de aprendizaje en el que los cerebros de los alumnos persiguen retos, recompensas y el afán de superación.
  • El planteamiento lúdico de la actividad convierte a los alumnos en protagonistas de su aprendizaje.
  • El componente competitivo tanto del TWISTER como del juego de sillas fomenta el desarrollo del control inhibitorio en cuanto a las emociones además de la tolerancia a la frustración.
  • La naturaleza transversal de las actividades, sobre todo la modificación del juego de las sillas y el hecho de que los propios alumnos generan la música, proporciona una actividad rica en estímulos que genera una mayor activación neuronal por todo el cerebro.
  • La modificación del propio tablero del TWISTER con otras formas geométricas y colores y los varios usos aplicados sirve a los alumnos como ejemplo de creatividad, abriendo sus mentes a otras posibilidades con juegos ya conocidos, potenciando así la flexibilidad cognitiva.
  • El hecho de estar al aire libre y en contacto con la naturaleza aumenta los procesos atencionales durante la realización de los juegos.
  • Los juegos planteados involucran la capacidad visuoespacial al moverse dentro de un tablero gigante con diferentes puntos de referencia. Al realizar un esquema del tablero del juego en un folio, los alumnos trabajan de nuevo esta capacidad.

Michael Thomas Bennett

Enero, 2017

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s